Pablo Neruda y yo

viernes, 25 de julio de 2008





me gustas cuando callas

Pablo Neruda

en mi voz






15 hablaron con Alma:

Raúl dijo...

¡Qué delicia!

Juan 43 dijo...

Mira que me gustan a mi los poemas del Neruda cuando se desliza sencillo sin metáforas esdrújulas ni verbos disociados.
Y suele hacerlo así. Tranquilamente, como si escribiera en silencio, callado y quedado.

Mira que me gustan a mi los poemas que recitas cuando les tienes apego.
Los metes en tu garganta y los arrullas como mariposa en reposo, deslizando las palabras una a una por el tobogán de tus cuerdas vocales. Y me gusta. Me gusta mucho.

Un beso mi reina.

¡ Salud !

Sotto Voce dijo...

A mi me gustas cuando hablas
porque tu voz me toca.
Y te alcanzo desde lejos y te siento cerca.

:D

Le doy toda la razón a Juan. EStos poemas escritos como si de pensamientos se tratara, con esa sencillez, son los mejores.
A mi me encanta, bueno....ya sabes..."Juegas todos los días".

Ya estoy en casa, algo cansada pero poco a poco visitando de nuevo a los amigos!

Me gusta cuando hablas, porque así sé que no estás ausente...

Un beso!


SV

Elena dijo...

Mira que a mí este poema me da la risa. Y es que claro, lo usa una como chascarrillo en alguna gracieta y ya se queda para siempre con el San Benito.
Un besazo.

Juanjo dijo...

Si Neruda te hubiera conocido, habría llenado de Almas sus poemas. Nos tenemos que conformar con otras almas , necesarias pero poco personales.

Besos.

Єѕтησм dijo...

A mí me gusta oirte y sentirte.
Caricias.

Maduixeta dijo...

Conviertes en una experiencia mágica entrar en tu rincón, te haces más próxima, susurrándonos al oído, te haces perceptible, a ti y tus labios, si cierro los ojos.

Y tus dedos deben ser niebla, porque en cuento te leo/escucho siento una humedad que me oprime el pecho, eres tú, ¿verdad?

Un beso, preciosa.

Aire dijo...

Puse este poema hace mucho tiempo, me encanta escucharlo..hoy no lo puedo escuchar de tu voz,pero lo he escuchado en otras voces y se me ponen los pelos de punta.que coincidencia, lo hicmos en el poeta al que hemos cogido prestadas sus palabras..
Me gusta especialmente:
Me gustas cuando callas porque estás como ausente.
Distante y dolorosa como si hubieras muerto.
Una palabra entonces, una sonrisa bastan.
Y estoy alegre, alegre de que no sea cierto
Un beso o dos
Aire

Anónimo dijo...

Me gusta mucho Pablo neruda pero no oigo tu voz,perdona la torpeza,espero instrucciones.Un saludo.Gorocca

Juan 43 dijo...

Pues nada. Creo que ya me he despedido de casi todo el mundo.
Y a ti te he dejado para la última.
Quizá por eso que dijo AQUEL, de que los últimos serán los primeros..
no?

Nos vemos.
Y como le dije a un Xiquet entre paréntesis.. (Sonrío. Sonríes)

Besos mi reina.

¡ Salud !

Anónimo dijo...

yo me he tenido que conformar -como siempre- con leerlo. Espero pasarme pronto por el cyber y escucharlo de tus labios.

un abrazo

-Jordi-

Ahora soy Luz... dijo...

Algo que aprendí en este curso que termina... El silencio puede ser la más hermosa forma de expresar, puede contener todos los sentimientos, colores, formas. El silencio es infinito. Ahora me gusta cuando callo, porque aunque esté como ausente me hace estar presente.

Mientras yo os dedico un cuenquito de arroz haced lo propio en vuestro mar por mí, sí?

Que tengas un felicísimo verano. Inevitable llevarte en mi maleta, Alma querida...

Siesta dijo...

definitivamente
leerlo
no es igual
que escucharlo
con la voz del Alma

besosos desde mi siesta

Nikté dijo...

¿He visto a Raúl desnudo?
En fin, yo a lo mío.
No te voy a comentar el poema porque no, ni tu voz porque no, asi que hablemos de los silencios.
¿Sábes cual es la prueba definitiva para saber si puedes convivir con alguien?
Pues mantener un silencio prolongado y que ninguno de los dos diga: ¿Te pasa algo?

Ays, Alma, es que si me pongo seria, diré cosas que no quiero

Mónica dijo...

No es fácil leer poesía, mucho menos cuando se trata de un poema muy leído y sonado. Pero en tu voz nos toca, porque se escucha cómo te ha tocado por dentro.
Saludos: )

Publicar un comentario

di lo que quieras, estás en tu casa