la susodicha dicha

sábado, 15 de agosto de 2009




la susodicha

poema de Efraín Huerta


en mi voz



No hago nada esta tarde
sino pensar —y es mucho— en la dicha.
Nada sino pensar en una hija llamada Dicha,
en una amante Dicha nombrada.
Ésta sería alta y soberbia como dicen
los poetas que es o debe ser la dicha,
la dicha en general y en especial
la dicha en que hoy, abrileñamente,
pienso y pienso y pienso —y no exagero
si repito creer en que la dicha existe.
Es palpable como esta manzana roja,
este pan dorado, este salero,
aquella joven en sus dichosos quince años,
un poema de Emily Dickinson,
los enormes ojos y la terrible boca
de mi enfermita Susan Sontag
—y una carta muy breve de Alma.

La dicha (la susodicha), digo dichosamente,
es toda o casi toda la vida
y todo el amor ganado y perdido
(«...si como dicen es cierto
que vives dichosa sin mí...»)
y todo lo que se quiera y se pueda.

Pero ¿qué demonios quiere decir la suso?

¿Y por qué no mejor la sexodicha?




© 2009 Alma

27 hablaron con Alma:

Aire dijo...

Hola, ola de mar...
Desconoco a la susodicha, dicha..Realmente existe en otro lugar distinto al pensamiento abstracto? Cada año que pasa de mi vida, más me convenzo que algunas cosas, sólo existen a es nivel, como concepto elaborado por nuestra mente, objetivos imposibles.Y cada día descubro conceptos nuevos que meto en ese saco, como el de cosas de las que podemos escribirlas, pero nunca vivirlas.
Un beso, del Aire

Lala dijo...

Yo creo en la dicha esa firmemente.
La conocí y espero que vuelva a visitarme. Algunos dioses la prometen por la gloria de su padre luego de que la palmemos, pero no te lo creas! La dicha está aquí en la vida esta! A veces se escapa, la muy guarra, cual globo relleno de aire. A veces somos tan estúpidos o vagos que no le abrimos la puerta. Pero está en algún lugar. Sólo que como tiene que visitar a tanta gente que la invita, tardaaaaaaaaa!
:D


Un besito de buenas noches



Lala


P.D. No puedo escucharte ahora mismo, así que mañana vengo! Igual me tropiezo a la dicha en tu portal! Te imaginas? :D

Amaia dijo...

Preciosa Alma,con tus quince añitos,en tu voz se quiebra sin posibilidad de reconstrucción.Preciosa!

liver dijo...

mi dicha es poder saborear la vida trocito a trocito... con o sin, la vida nos ofrece sus sabores, acidos, dulces, salados...

iliamehoy dijo...

Eso me pregunto yo, lo de suso será para remarcar lo anteriormente dicho, pero la dicha...eso ya es otra cosa y casi ni me atrevo a opinar.
Sea como sea, delicioso juego de palabras.
Una sonrisa

Lala dijo...

Por fin he podido escucharte.
Así, la dicha es mayor!
:D

Me encantas, como siempre.



Un beso


Lala

Dana Andrews dijo...

Es verdad que vive dichosa sin mi... En cualquier caso, me gustaría conocer a esa tal "suso" y que, al menos, me trajera algo del elixir de las musas... ya que otras cosas cada día las veo más inalcanzables. Gracias por regalarnos la voz del alma. Un placer leerte y escucharte.

Susy dijo...

Desde este PC he podido escuchar tu voz y me alegro.
Esa palabra ya dicha carece de sufijos, previjos, edades o estaciones.

Me ha gustado, francamente.

Juanjo dijo...

La dicha sería para mí como una hermana pobre de la felicidad, desprovista de la vanidad de esta última; pero mucho más humana, más cercana, de visita frecuente.
Al final resulta mucho mejor quedar con una amiga a comer de vez en cuando que esperar el amor de tu vida sentado en un banco de pino verde.

Besos.

Julÿ dijo...

la dicha y la susodicha....no son iguales al dicho y al susodicho..y al sexodicho...me gustó el poema...muchos abrazos alma!

poetadesterrado dijo...

Ingenioso, sorpresivo y sobretodo placentero final :P.
Saludos.

Akiha Tohno dijo...

yo creo que la dicha existe...haber si la conosco algun dia =)
me encanto el poema
que esté bien
saludos!

Luis dijo...

Ingenioso poema. La dicha plena debe existir en algún lugar, an algún momento debe ser alcanzada, sino fuera así porque luchamos tanto por ser dichosos.
Un abrazo
unaimagenpalabrasmil.blogspot.com

Dante B. dijo...

tu voz
está bien oírte
dichosas gracias
dichosos deseos

Mariano Zurdo dijo...

Ingenioso, sin duda. Y con un final que llega con una palabra que me apropio, jajaja, sexodicha.
Besitos/azos.

Siesta dijo...

Dicha?,,,no esto Dicha?,,,
Si que existe ésta "suso" Dicha,,,
es efímera,,,va y vuelve,,,
pero existe,,,es a veces nuestro egismo el que no nos deja verla,,,
Ella debe seguir vuelo,,,

besosos desde mi siesta

Josep dijo...

Más que susodicha esa dicha, sería requetedicha; pero con estos calores, lo más apropiado sería, sin duda, la sexodicha y después, la siestadicha.

Una abraçaditxa

Marisol dijo...

La susodicha es aquella dicha que te sonríe cual cómplice tuya ;-)
Recibe muchos saludos berlineses.

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

Dichoso poema, éste que de Efraín Huerta, aunque -cosas de la informática- no haya tenido la dicha de eschcharlo con tu voz dichosa... Otra vez será.

Dichoso estío.

♥ MI MUNDO EN LAS MANOS. dijo...

Escribis genialidades, posteas genialidades de otros (como lo que termino de leer)los dibujos tambien son absolutamente geniales...sos una genia TOTAL!!

Un beso, dichosa yo de venir a visitarte.
Tere.

Gó dijo...

Uyyy,vuelvo y veo la dicha susodicha dando la lata ¡
Sabes?debe de existir,ues muhca gente es poseedora de ella,y otra mucha nos olvidmoas de lo que en realidad significa.TAl vez tengamos la dicha de saber lo que es su ausencia para poder valorarla.Tal verz la tengamos y no la vemos.Esto ya es más delito.
Besucops dichosos amiguca

Soledad.B dijo...

La susodicha dicha puede ser el ser uno mismo y tener la dicha de hacer libremente versos y poemas de vivir plenamente y como si seria la primera vez con el mismo entusiasmo vivir cada dia lo que la vida nos ofrece .

Un abrazo.
Soledad.B

Aire dijo...

Hola, ola de mar...
Gracias por decirme de quién era la imagen, además me sonaba de haberte visto ese tipo de imagen en tu blog, estoy casi segura que la has nombrado o puesto una imagen de ella.
Mi cumple es este domingo..ays..., no kero, llevo fatal los años..¿ y si cumplo hacia atrás?. Gracias Alma...
Un beso
Aire

De cenizas dijo...

Queda dicho lo importante que es la dicha. :)

Yo inventé un adjetivo parecido: estar SEXIRELAJADO.

BESOS

(El 21 ya regreso de vacaciones... hoy, sta. Wiffi ha vuelto a hacer el milagro de dejarme conectar) :)

Ahora soy Luz... dijo...

Claro que existe la dicha, yo la he visto. A ella, a la susodicha la conozco, a la sexodicha y también a él, al susodicho. Dichosos ellos, o mejor dicho, nosotros.

Me encantan los trabalenguas.

Francisco Machuca dijo...

Dijo Andre Gide que la nostalgia es un fervor decaído y Nietzsche que nada bueno puede salir de la debilidad.La susodicha dicha o la dicha de la susodicha es un barco varado de cuya ancla jamás subirá cadenas.Pero,ay,cuantas contradicciones.Lo sé,y a veces me sorprendo en la nostalgia,en la dicha de estar entre buenos amigos.

Besos y un fuerte abrazo.

Anónimo dijo...

¡Que pena que no pueda escucharte!

Hay una x, ahí, que me lo impide.

Un poema algo extraño.

Sigo sin saber que es lo que realmente quiere decir, pero me choca.

La loca de la Juana

Publicar un comentario

di lo que quieras, estás en tu casa