mis párpados, tu morada

domingo, 14 de noviembre de 2010






"Alba iba dentro de sus párpados cerrados"

 La playa de los ahogados de Domingo Villar

 

 


imploré tu ausencia
y alboreé sola
6:30 de la mañana
ladra irascible el despertador
pero la noche demora en mis ojos
tercamente abrochados
hiciste de mis párpados tu morada
y no quieren amanecer



en mi voz  



© 2010 pepamas

41 hablaron con Alma:

noduele dijo...

Al inspector se le han perdido varios días... La novela no tocó mi intriga... pero la manera en la cual has narrado ese fragmento, a tocado mi alma con puntos suspensivos.

Nadaescomoes

Lucía dijo...

Cargando
las agujas otra vez... sobre el amor.

Besitos :)

Juanjo dijo...

Deberíamos poder elegir el día en que preferimos quedarnos. Y permanecer así, con los ojos cerrados. Para siempre.

Precioso.

Anónimo dijo...

Cálido y precioso.
Sònia/Melina

Marcos Callau dijo...

Estupendo tu poema, Alma, para quitarme el sombrero una vez más ante tus sentidos versos. "Mis párpados, tu morada" lo dice todo, es una expresión que encierra un sentimiento que en algunos poemas más extenson no se logra transmitir. Enhorabuena, Alma.

Rayuela dijo...

tusojos
vueltos
haciadentro...

mil besos*

iesupuntocom dijo...

A mí me gusta besar los párpados, debe ser porque guardan todo eso. :)

ANRO dijo...

Me quito el sombrero ante este pequeño-gran poema. Es una hermosura de palabras bien puestas. La ilustración me deja sin ellas.
Un abrazote.

mindinmungui dijo...

Hermosísimo Alma, me ha encantado.
Un abrazo,

abril en paris dijo...

Hay dias en que no amanece ni con los párpados abiertos..
Tus palabras son como dardos pero bellisimas.:-)

Luis dijo...

Un cambio laboral me ha hecho estos últimos días despertar extremadamente temprano y solo quisiera permanecer con mis párpados cerrados y con el pecho apretado por un abrazo, pero el trabajo obliga y la compañía no está.
Un abrazo.

Una pajarita dijo...

Y yo, en este lunes ocioso, he cometido el error de desabrochar mis párpados.
Pero igual me los aborcho luego para alborear en otro momento.
Ayy...si es cuando los párpados se llenan de okupas...

Un beso

Alex B dijo...

No hay lugar como los párpados para que aniden los besos guardianes de sueños hermosos.
Hermosos como tu poema.
Un beso.

manuespada dijo...

¡Qué gran verdad! A esas horas los despertadores ladran. Bello, como siempre.

Neogeminis dijo...

Hay noches en que el desvelo no llega solo...nostalgias llegan de su mano.


un abrazo.

cheshire55 dijo...

Hola, ola de mar...
Me recuerda a una época en la que no tenía pesadillas, si no unos sueños preciosos , no llenos de amor pero si de unos escritos preciosos. Recuerdo que intentaba no despertarme para poder leerlos, porque eran ...eran lo que escribía y necesitaba. Se que no es lo mismo. Pero de aquella, yo me negaba a despertar con todas mis fuerzas, hasta que ...ya sabes, te despiertas.
Un beso,del Aire

Javier dijo...

Hermoso poema.
Saludos.

Ángel Iván dijo...

Joder (perdón) que bueno.
Y mejor me callo.
Besotes.

El peletero dijo...

Y él le dijo: “tus pestañas son la cremallera que quiero desabrochar, mírame”, pero ella no lo oyó porque el bostezo matutino le había taponado los oídos como si en ellos tuviera párpados.

Belén dijo...

El amanecer siempre llega cuando menos quieres... tanto si estás sola como si no...

Besicos

liver dijo...

Eso me pasa a mi cada mañana, la noche se duerme dentro...
Los ojos son a veces baul de recuerdos, mientras estan cerrados.
Un besote

iliamehoy dijo...

Abrochar los párpados, y descorchar el alma...vivir en el profundo interior en el que a veces queremos quedarnos.
Una sonrisa

Beatriz dijo...

Hermosa manera de encerrar esa noche de amor entre los párpados
Muy buen poema-
UN ABRAZO

Joe dijo...

Las 6.30 de la mañana es una de las cosas mas depre que hay, ya sea por tener que ir al trabajo o venir de él, o salir de algún lugar, sobre todo si estas solo, porque es como que no vas a ningún hogar.

Que tu bolsa se llene de amor, abrazo!

jlg

Manuel dijo...

Amanecer... es volver a nacer...

Miguel Baquero dijo...

¡¡Qué gran poesía hay en los ojos cerrados!!

stelios dijo...

La vida tiene que comenzar, solo o acompañado.
Un beso

techocolatecafe dijo...

Es sorprendente cómo cambian las palabras al oir tu voz. Al leerlas es bonito pero al escucharlas me ha encantado.
Besos

E. C. Pedro dijo...

En todo caso, no abras los ojos más que para despertarte... A veces son de una tenacidad inusitada esos reflejos retinianos. ¡Saludos!

Marina dijo...

Ya sabía yo que a las dos nos costaba dejar de soñar.
Un beso hermosa dama.

don vito dijo...

Hola,bello blog, preciosas entradas, te encontré en un blog común, si te gusta la poesía te invito al mio,será un placer,es,
http://ligerodeequipaje1875.blogspot.com/
muchas gracias, buena tarde de jueves,besos

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola

Es bello tu poema, y dice tanto en tan pocas palabras. Me ha gustado mucho.

Besotes.

Ricardo Guadalupe dijo...

Muy bueno, me ha llegado. Ya sea abrochados o cerrados con cremallera hay veces que los ojos no quieren mirar a otro lado, se instala ese alguien como una mancha borrosa que te ciega.
Felicidades por el poema.
Un abrazo,
Ricardo

Raúl dijo...

Excelente, srta. Mas. Excelente.

J.M. Ojeda dijo...

¡Hola!
Bonitas letras, y mas escuchadas de tu voz.

Saludos de J.M. Ojeda.
Buen fin de semana.

Luzdeana (Diana H.) dijo...

Si bastara con no abrir los ojos para retener una presencia... yo a veces lo hago, para prolongar un sueño hermoso.
Un beso.

Mayte_DALIANEGRA dijo...

Ay, ese recuerdo del amor ausente...y esos ojos que se niegan a ver nada que no sea la imagen del amado. Precioso poema, Alma querida. Disfruta mucho del finde, te dejo un besito, amiga mía.

Escribir es seducir dijo...

QUE MARAVILLOSO HICISTE DE MIS PARPADOS TU MORADA Y NO QUIERE AMANECER FANTASTICO!!!!!!!!!

Zizí dijo...

Me voy a dormir mis ausencias, espléndida visión...
Un beso.







.

AdR dijo...

En muchos párpados me quedé yo un tiempo. Dulces moradas.

Besos

anuar bolaños dijo...

Entrenado para incrustarse a Dios
vocifera la rutina inmutable del lacayo,
deambula sin avanzar
y con la mirada
llena de una laconia espesa que agrede al aire,
avanza a diario mi estómago
hacia la panadería
como si nada pasara.



anuar iván.

Publicar un comentario

di lo que quieras, estás en tu casa